Se ha inaugurado en Bologna, el pasado miércoles 11 de octubre, el nuevo Centro Arti e Scienze Golinelli, que completa el complejo Opificio Golinelli comenzado hace un par de años.

La estructura en policarbonato modular ha sido realizada en nueve meses de obras y consta de dos elementos claros y esenciales.

El primero es el “corazón”, el verdadero pabellón, un volumen cerrado de 30×20 metros y alto 8. Compuesto de paneles de policarbonato, en las horas diurnas refleja lo que está a su alrededor y en cambio, en las horas nocturnas, es luminosa gracias al acabado mate del material.

El segundo elemento constitutivo es la superestructura metálica que envuelve el pabellón, está suspendida en el espacio y permite a los visitantes recorrerla en algunas suyas…